Potenciar varios espacios que enriquecen la relación de pareja.

LA NECESIDAD VITAL DE TENER UN ESPACIO PERSONAL COMBINADO CON EL ESPACIO INTERACTIVO DE PAREJA, FACILITA QUE LA RELACIÓN SE BENEFICIE A TODOS LOS NIVELES DE LA COMUNICACIÓN.

Es importante que la persona pueda “respirar”: SIENDO ELLA MISMA. Dentro y fuera de la relación de pareja. Cada una con su propio espacio personal. Así como también después poder compartir otros más comunes.

De este modo, la relación de pareja se retroalimenta de forma más sana y equilibrada, aportando cada miembro un nivel de comunicación más personal, que en definitiva enriquece a la relación entre ambos. Especialmente en los diferentes tipos de comunicación: verbal, no verbal, sensitiva y sexual.

Si estos dos espacios combinados (el personal y el de pareja) no interaccionan con cierta frecuencia y regularidad, hay el riesgo que se produzca mayor dependencia emocional entre ambos. Y es cuando la persona se va sintiendo «más pequeña», más absorbida, reprimiendo aspectos propios.

En ocasiones, ella misma no se da cuenta, pero sí suele suceder con las personas de más confianza de su entorno. Es entonces cuando es necesario actuar, y si es el caso buscar ayuda psicológica.

CONSIDERO COMO TERAPEUTA, QUE ES MUY NECESARIO UN EQUILIBRIO ENTRE AMBOS CÍRCULOS DINÁMICOS: PERSONAL Y DE PAREJA. ESTO SE CONSIGUE CON RESPETO, AMOR, COMUNICACIÓN Y NUEVAS INICIATIVAS QUE COMPLEMENTEN EN EL DÍA A DÍA.

YA QUE ESTA INTERACCIÓN VIVENCIAL REGULADA Y MANTENIDA POR PARTE DE AMBOS, AYUDA MUCHO A POTENCIAR UNA DINÁMICA DE PAREJA PROPIA: SANA, EQUILIBRADA Y SINGULAR.

Deja tu comentario

Esta web usa cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia navegando por nuestros entornos web. Puede obtener más información consultando nuestra Política de Cookies aquí.    Más información
Privacidad